Otros

Un “sacerdote” con frondosos antecedentes, ahora acusado de robar plata y prendas femeninas

Un “sacerdote” con frondosos antecedentes tiene una nueva acusación en su contra: le responsabilizan del robo de un millón de guaranies y tres prendas íntimas femeninas.

Ascención Lugo es la denunciante del mismo, quien formalizó acusación en la comisaría 17 de Capiibary, departamento de San Pedro, en contra de Reinaldo Servín, un falso cura.

“Se ganó nuestra confianza, vivía en el alquiler de mi hija y hasta le daba de comer”, contó al programa Info Mañanero de radio Capiibary y reproducida por el diario matutino Extra de la capital.

El acusado, conforme explicó la mujer, se ofreción a “cuidarle la casa”, interín la misma concurría a la capital del país para una consulta médica programada.

“Me dijo andate a consultar y yo me hago cargo de tu hermano (no vidente) y acepté. Al volver a casa encontré las cosas todas revueltas, llevó un pantalón y zapato de mi hijo y de paso G. 1.000.000 que eran para la operación de mi hermano”, denunció.

Ascención Lugo indicó que el autodenominado cura párroco se llevó inclusive tres prendas interiores de mujer (bombachas) que estaban en el ropero de una de las habitaciones.

Pobladores de la zona explicaron que Servín oficiaba misas, primera comunión, confirmación y todo tipo de ceremonias católicas, por cuyos servicios cobraba “normalmente”. Tenía su propia capilla, San Miguel Arcángel, que el mismo construyó con ayuda vecinal hace ocho años.

Los antecedentes del falso cura se remonta a enero de 2012 cuando fue detenido en una vivienda del kilómetro 7 Acaray cuando oficiaba una misa. Lo denunciaron por oficiar actos religiosos con actas y sellos falsos de la diócesis de Ciudad del Este.

En junio de 2017, el supuesto cura fue aprehendido en un control de la policía, en Capiibary. Tenía orden de captura por abuso sexual en niños en Caaguazú. También está acusado por estafa en Presidente Franco, Alto Paraná.

Comentarios

Más popular

Hasta arriba