Otros

La “guardiana” que cuida las aguas del Jejuí

La “guardiana” que cuida las aguas del Jejuí

Hace dos años que la joven mujer se convirtió en la guardiana de Puente’i.

Todos en San Pedro del Ycuamandyyú recuerdan a María Lucila Martínez (23) de la mejor manera. El próximo 10 de marzo se cumplen 2 años que la joven estudiante de Derecho demostró que por sus seres queridos estaba dispuesta a hacer lo que sea, incluso a dar la vida, como lastimosamente sucedió.

María se encontraba junto a su hermanito –que en aquel entonces tenía 11 años– y unos amigos en el puerto San Roque, antes llamado Puente’i, en el citado distrito. Fue a broncearse en un arenal ubicado en el sitio.

En un descuido, el menor decidió arrojarse a las aguas, que no eran aptas para eso. María, al ver a su hermanito en peligro, no dudó en ir tras él para rescatarlo. El menor fue salvado por unos pescadores, pero a María lastimosamente le ganó la correntada y murió ahogada.

“Ella era muy querida aquí en la ciudad, todos la conocían, le siguen recordando de la mejor manera y no pueden creer lo que le pasó”, dijo José Luis, hermano de María Lucila.

Es más, muchas personas que rondan por la zona donde ocurrió la desgracia aseguran escuchar voces de advertencia y cuidado. Dicen que es la mismísima María Lucila, quien sigue custodiando el sitio, cuidando de los demás. “Puede que sea así. Si se dice es por algo”, dijo Luis.

“Ella con lo que hizo demostró el amor que tiene hacia los demás y no dudaría en que esté custodiando el sitio”, agregó. Es más, según José Luis, su hermana se les apareció a unas personas.

“Dos amigas de mi novia dijeron que María se les apareció cuando estaban caminando ahí cerca de donde ella se ahogó. Ojalá a mí se me aparezca, desearía verla con todo mi corazón”, dijo.

En el lugar se formó una hermosa playa

El lugar donde se ahogó y donde se suele aparecer.

José Luis comentó que tanto sus padres como sus hermanos siguen tristes por lo sucedido con María Lucila, pero todos coinciden que fue la voluntad de Ñandejára.

“Dios quiso que pasara, fue por algo. Pero nunca dejaremos de pensar en ella, de la buena persona que fue”, dijo.

El joven agregó que María Lucila es el ángel que les protege y que se encomiendan a ella. “Nos encomendamos a ella y nos cumple, gracias a Dios”, dijo.

“Después de su accidente se formó una enorme y hermosa playa en el sitio. Los pobladores le dijeron a mi papá que mi hermana les dejó un lindo lugar ahora, porque antes no era así”, finalizó.

El día del trágico suceso, donde encontraron el cuerpo de María Lucila.

Una celebración en su nombre

El próximo 10 de marzo, la familia de María Lucila realizará una celebración eucarística en el sitio donde ella se ahogó. “Queremos hacer la invitación a toda la gente para recordarle como ella se merece”, dijo José Luis.

“María era de esas personas que darían todo para ayudar al que lo necesita. Fue una joven que solo transmitía alegría a los demás.

Llena de energía para pasar la mano siempre y sabemos que todos la recuerdan así”, agregó. María Lucila era muy conocida y querida en San Pedro del Ycuamandyyú. Cursaba el último año de la carrera de Derecho en la UNA y además era la Miss Derecho de la filial en San Pedro.

Tras desaparecer en aguas del río Jejuí, su cuerpo fue encontrado 19 horas después por pescadores de la zona.

Comentarios

Más popular

Hasta arriba