Captura del capo ‘Otoniel’ es un logro para el Estado colombiano, pero no tendrá mayor impacto en el narcotráfico