Paraguay

Informaciones falsas en grupos de WhatsApp genera psicosis colectiva

PEDRO JUAN CABALLERO: Cuando apenas se tenía conocimiento de que en algún punto de la ciudad se estaba librando una suerte de batalla supuestamente entre narcotraficantes, comenzaron a arreciar en los diversos grupos de WhatsApp informaciones falsas que acabaron por generar una psicosis colectiva, sembrando el temor y la incertidumbre entre la población fronteriza.
Las informaciones, en su mayoría falsas, que se publicaban a cada segundo, en vez de aclarar la situación de lo que realmente estaba sucediendo, echaba más sombra y un manto de dudas sobre el asunto, publicando incluso imágenes de otros crímenes sucedidos en ciudades brasileñas, como si las mismas pertenecieran a lo ocurrido aquí en Pedro Juan Caballero.

Ni bien se logró confirmar la muerte de Jorge Rafaat y se publicaron las imágenes verdaderas de la camioneta Hammer en donde se encontraba el mismo, como así también de las armas que les fueron incautadas a sus custodios, la lista de informaciones falsas comenzó a adquirir más fuerza y sensacionalismo, llegando a un punto tal, en el cual se proyectaba a nivel nacional e internacional, que Pedro Juan Caballero se encontraba bajo una lluvia de balas.
PUBLICIDADE:
13335584_1261101470574641_8995245451437784441_n

“Mataron a media frontera”

Entre las tantas informaciones falsas que se transmitían en los grupos de WhatsApp, que “mataron” prácticamente a media frontera, se escuchó un audio en el cual una mujer de nacionalidad brasileña, quien dijo ser estudiante de Medicina hacía referencia a lo que supuestamente estaba sucediendo en el Sanatorio San Lucas, hasta donde fueron derivadas las tres personas heridas en el enfrentamiento, entre ellas un policía.

La supuesta estudiante de Medicina decía entre otras cosas, que los sicarios tomaron por asalto el Sanatorio exigiendo a médicos y enfermeras a punta de armas de grueso calibre, a que salven a sus compañeros, agregando además que algunas enfermeras estaban encerradas en el baño y que a su profesor, un médico, ya le habían dado un balazo y de remate acabó diciendo que en el lugar ya había como 8 muertos.

Otra información falsa qua también causó incertidumbre, fue el supuesto asesinato del hijo de un conocido narcotraficante recluido en Tacumbú en manos del hijo del asesinado Jorge Rafaat, supuestamente por venganza .

También informaron, aunque lo hacían con tinte interrogatorio, si era verdad que asesinaron también a un conocido empresario perteneciente a un grupo empresarial, también “mataron” a un supuesto alumno del colegio frente al cual se produjo el brutal enfrentamiento, ilustrando la falsa información, con la foto de un policía brasileño asesinado en Brasil.

En fin, el mal uso que se le dio a los grupos de WhatsApp fue desde todo punto de vista lamentable, ya que entorpecieron la labor de la prensa, faltándole al respeto a quienes arriesgando su propia vida para llevar la información precisa, trataban de informar con la verdad.

A estas informaciones falsas, se les sumaron las afirmaciones sensacionalistas de los colegas capitalinos que hablan de una dotación de más de 100 sicarios y al menos unos 5.000 proyectiles disparados.AMAMBAY DIGITAL

PUBLICIDADE:
1argamasa grudabem

Comentarios

Más popular

Arriba