Frontera

Los principios del nuevo marketing

No existen dudas de que el Marketing, como todo proceso, no puede estar exento de adaptaciones.

Por Aldo Luberta Martínez

Esta cualidad de ser moldeable, a su vez y obviamente, le permite una excelente adaptación a la contemporaneidad que urge de la exigencia.

La Licenciada Lilia Raquel Peralta, experta en temas de mercadotecnia, en su conferencia “El Marketing como generador de valor para las empresas”, dictada en los predios del hotel “Sheraton” durante la celebración del Salón Inmobiliario Paraguay’ 2015, insistió a los presenten en reconocer los 10 principios para que el llamado Nuevo Marketing sea óptimo en su aplicación.

Para la también docente universitaria “esto reviste gran importancia pues los resultados incidirán en el rendimiento empresarial. Son puntos de fácil comprensión, pero que en no pocas ocasiones se olvidan, y, entonces, dan paso a un caos en la organización”.

COMUNICACIÓN VIRAL Y CREATIVA

El concepto de Nuevo Marketing comienza con la desmitificación de WEB 2.0. “No son herramientas, sino personas”, acota la pedagoga. “No son meras herramientas. Los mercados se originan teniendo como base la propia conversación, por lo que el enfoque se centra en el consumidor. Se demuestra cómo las empresas logrando una excelente comunicación con el consumidor, puede encontrar buenas maneras de satisfacer sus necesidades”.

La comunicación (Sea esta personalizada, bidireccional, o de retroalimentación – feedback) es una herramienta a ser utilizada por cualquier ente que desee posicionarse en el mercado. “Lo contemporáneo obliga a que la comunicación se convierta en viral sin perder su condición de creativa”.

LOS PRINCIPIOS DEL “NUEVO MARKETING”

Raquel Peralta comentó que los principios del llamado Nuevo Marketing se basan, primeramente, en “reconocer que el poder ahora lo tiene el consumidor; luego, desarrollar la oferta apuntando, directamente, solo al público objetivo de ese producto; hecho lo anterior, tenemos que diseñar las estrategias de marketing desde el punto de vista del cliente, focalizarnos en cómo se distribuye, o entrega, el producto, no en el producto en sí; es importante, darnos cuenta de que el rol de la empresa ha cambiado, por lo que tenemos que acudir al cliente para crear más valor, utilizando nuevas formas de comunicarnos con el cliente con nuestros mensajes, desarrollando métricas y analizar el ROI (Retorno de la Inversión), desarrollar marketing de alta tecnología, focalizarnos en crear activos a largo plazo. Concluyendo, estamos obligados a mirar al marketing como un todo”.

Si lo anterior no sucede, los directivos empresariales deberán de tomar medidas profilácticas porque, entonces, la tendencia conllevaría a serias dificultades de rendimiento. “Si no se cumple, por así decirlo, con lo estipulado para hacer funcionar el nuevo marketing, indica que la empresa no está lo suficientemente orientada al mercado, y esto, a su vez, provoca que no exista la comprensión, hacia los clientes, reales o potenciales, en cuanto a sus necesidades, y demuestra que el negocio no ha gestionado adecuadamente su relación con las partes vinculadas”.

Lo expuesto anteriormente demuestra que la empresa no ha llevado a cabo una buena organización y, por lo tanto, es incompetente para aplicar el proceso que implica el Nuevo Marketing. “Se pone de manifiesto que los esfuerzos que la organización ha destinado para la construcción de marca, el uso de la tecnología, y las comunicaciones son deficientes, y hay que comenzar nuevamente”.

CAPACIDADES PARA CONCRETAR EL NUEVO MARKETING

“No solamente se necesita ese sexto sentido que nos permite identificar, mejor, mercados y clientes; ese olfato que nos hace avanzar. Hacen falta cualidades, tanto intrínsecas como obtenidas, para que todo los pasos que exige el Nuevo Marketing se hagan efectivos”, acotó la “profe” Raquel.

Poseer liderazgo y deseos de un continuo aprendizaje, ser creativo, demostrar capacidad de análisis, de integración con los demás miembros del equipo, de análisis financiero, y, finalmente, de identificación plena con el cliente. “El objetivo meta es crear una experiencia única con el cliente, ofreciendo una calidad máxima en nuestra oferta, sin descuidar los mercados, y los nichos de mercado”, concluyó la Licenciada Peralta.

CONCLUSIÓN VÁLIDA

Solo un buen producto no se vende hoy en día, si no existe algún tipo de actividad de marketing que promueva su consumo. Crear un valor para el producto que el cliente considere importante, no solo satisface, sino que excede las expectativas que tenía.

John Francis Welch, “Jack”, (1939), empresario y escritor estadounidense, afirmó que “la capacidad de una organización para aprender, y traducir ese aprendizaje en acción rápidamente, es la última ventaja competitiva”. Es algo que tiene que tener muy presente la mercadotecnia contemporánea. 5DIAS

Comentarios

Más popular

Arriba