Empresarial

Éstas son las 12 actitudes machistas promovidas por mujeres

La maternidad es importante para que una mujer se “realice”, es una de las frases que siempre afirman muchas mujeres

Muchas mujeres son conscientes de ellas son sus popias y peores enemigas, hasta tal punto que son las del sexo femenino que han creado frases o actitudes machistas, promovidas por ellas mismas.

Desde el portal Belelú, Laura Zamora recogió las peores frases con las que las mujeres quieren catalogar (o subyugar) a otras.

Éstas son las 12 actitudes machistas promovidas por mujeres

Éstas son las 12 actitudes machistas promovidas por mujeres:

1- La maternidad es importante para que una mujer se “realice”: Tal vez las cosas han cambiado mucho desde el siglo XIV, cuando molestaban a la reina Elizabeth I por hacer lo que le venía en gana y no tener hijos. Increíblemente, muchas madres y amigas siguen diciendo a las mujeres que no quieren reproducirse que son unas “brujas, egoístas, amargadas” por no querer traer niños al mundo. Se les olvidó que en los años 50 se inventaron los anticonceptivos para que precisamente, sus madres, decidieran sobre su cuerpo.

2- ¿Cómo esperar que la respeten vistiendo así? Tal y como la falacia clásica de “ella se buscó que la violaran porque usa minifalda”, las mujeres también juzgan a otras cuando se visten como quieren.

La moda se hizo no sólo para la seducción ante el ojo masculino. También se hizo para querer ser lo que uno quiera. Que la gente tenga pobre educación y justifique la violencia contra sus congéneres, deja mucho qué desear de ustedes. La ropa no tiene nada que ver.

3- Hay que darse a desear: Esto le pasó a muchas que adoraban jugar fútbol, trepar árboles y jugar juegos de niños. “Ay, no juegues porque Fulanito no te mira y no te invita a nada”, les decía su madre.

¡Por favor! ¿Qué acaso todas las mujeres que lucharon por conseguir algo de derechos, lo hicieron para que terminaran sujetas a la aprobación de un pelele? Así como ellos esperan que los quieran a pesar de ser calvos/gordos/bajitos/frikis/cretinos, la mujer espera que también la quieran tal y como es.

4- Las mujeres no dicen malas palabras: Eso funcionaría si estuviésemos en “La Sonrisa de la Monalisa”, donde el formalismo escondía toda una serie de deseos y comportamientos reprimidos. Entre esos, decir groserías. Piénsenlo: una “echada de madre” no suena igual a “Santos Caracoles Rodantes, creo que mi codo se acaba de golpear contra la mesa”, ¿no?

5- Si se viste masculina, es lesbiana: Claro, entonces Diane Keaton lo es y también Katherine Hepburn lo era, ya que ella se ponía unos pantalones increíbles. Algunas necesitan un curso de Historia de la Moda para saber que gracias a gente como Chanel quizás no siguen usando corsé ni ropas pesadas. Y obviamente, eso no tiene que ver con la orientación sexual.

6- Si vive libremente su sexualidad es una “puta”: ¿Cuál es el problema con una mujer que tiene varias parejas, que lo pasa bien sin afectar a nadie?

7- Le hace falta un hombre: Increíblemente, eso también lo dicen las mujeres al ver a una que es demasiado combativa y obstinada en sus ideales o argumentos. El problema es que éstas suelen ser dependientes afectivas que no se dan cuenta de que hay mujeres que son felices solas y que pueden pasar del primer baboso que las haga sentir mal.

8- A los hombres hay que saber atenderlos: ¿No tienen las mismas extremidades que las mujeres? Ellos también pueden ayudar con los quehaceres del hogar, prepararse el desayuno y lavar su ropa.

9- Si una mujer no se depila o maquilla , es “fea”: Todavía no entendemos porqué esta fórmula mágica no le ha funcionado a personas como Donatella Versace, que no es precisamente un símbolo sexual y tiene más cirugías que John Travolta en “Contracara”.

10- Se va a casar y no sabe ni cocinar un huevo: Y él tampoco, pero esa tal vez no fue la razón porque se enamoraron en primer lugar, ¿no?

11- Si ella es exitosa, es una bruja malvada: Suelen decirlo las mujeres que se ven opacadas por una más brillante y perfeccionista que ellas. En “El Diablo Viste a la Moda”, al final Andy defendía a su jefa Miranda diciendo que si vieran la actitud de ella en un hombre, dirían que era “audaz”.

12- Si eres exitosa, pues lo que venga es tu problema: Schadenfreude, o alegrarse por las desgracias del otro. En las mujeres esto es un mal crónico. Si hay una que es una mujer exitosa pero también tiene que lidiar con tres retoños, el perro enfermo y el marido infantil, las otras se burlarán de ella y la dejarán sola, diciéndole “¿no que podías hacerlo todo?”.

Comentarios

Más popular

Arriba