Empresarial

Dior, Chanel, Vuitton y Hermès interesados en seda paraguaya

Productores de capullos de seda del departamento de San Pedro iniciaron la primera cosecha de la temporada, estiman cosechar 40 toneladas de capullo. Para el 2017 esperan aumentar la producción atendiendo que importantes marcas como Dior, Chanel, Louis Vuitton, Hermès presentan alto interés en adquirir hilos de seda paraguaya.

Proteína de seda

“Actualmente estamos exportando a empresas químicas de Europa y Brasil, donde extraen la proteína de seda y ellos vuelven a vender a las diferentes marcas a nivel mundial para la elaboración de cremas de alta gama, nosotros no vendemos directamente a las marcas, por la poca producción no estamos pudiendo exportar a marcas como Dior, Chanel, Louis Vuitton y otras porque la planta procesadora ubicada en Hernandarias no está funcionando por la falta de materia prima, estas marcas ya se acercaron con interés de adquirir nuestra producción, estimamos que en un año podamos reactivarlas y ganar esos clientes para la seda paraguaya”, explicó Andrea Nembri director de Seda y Fibras SRL

El directivo indicó que se encuentran trabajando o en conjunto con el Ministerio de Agricultura, actualmente son 110 productores beneficiados luego de que se diera el visto bueno de la ampliación presupuestaria. Para el año que viene esperan que la asistencia llegue a 400 productores y de esta manera aumentar la producción de materia prima y reactivar la fábrica procesadora en febrero del 2018.

En la década de los sesenta, en el Paraguay se tuvo unas primeras experiencias de incorporación de la sericultura por parte de los japoneses de la empresa Isepsa (Katakura y Itochu, de Japón).

Seda y Fibra

La empresa Seda y Fibras SRL se constituyó en diciembre del año 1988 y empezó un trabajo a largo plazo de transferencia de tecnología y de incentivo a la sericultura, mediante la producción propia de capullos de seda, así como fomentando la producción con las familias campesinas de los alrededores de Alto Paraná.

En el año 1986 inversionistas italianos, especialista en sericultura, vinieron a Paraguay y luego de un estudio agronómico y técnico de factibilidad, resolvieron instalar en Paraguay una empresa de producción de capullos y una industria de seda.

En el año 1994 se puso en marcha la hilandería en Hernandarias y la producción se fue desarrollando con la introducción de máquinas de la más alta tecnología, así como la realización de la infraestructura necesaria para ese efecto.

La planta de Hernandarias exportó el 100% de producción, inclusive desechos y subproductos, abasteciéndose de materia prima en buena parte en el exterior para su pro-cesamiento y posterior exportación, debido a que la producción del país es insuficiente para cubrir la demanda de materia prima requerida por la empresa.

La capacidad de la planta industrial para la absorción de la materia prima producida por los sericultores llega a las 2.000 toneladas de capullo fresco por año como mínimo. La producción interna de Paraguay no llegó a despegar por dos motivos fundamentales: los primeros productores de Alto Paraná e Itapuá fueron desplazados por el avance de la producción de los granos y nunca hubo un plan orgánico de apoyo al campesino sericultor.

Este segundo motivo, junto con la dificultad de acceso a las fincas, la falta de comunicación y la ausencia de una organización campesina fueron los motivos que impidieron el suceso hasta la fecha.
5DIAS

ALMOR PARAGUAY.
PUBLICIDAD:
armor-620x390

Comentarios

Más popular

Arriba