Otros

Sobreoferta: ocupación en edificios de lujo llega a sólo 35% en promedio

El boom inmobiliario inició en el país hace unos 7 años atrás y desde entonces al­gunos jugadores del sector de la construcción vienen advirtiendo sobre una posi­ble burbuja o sobreoferta en cuanto a departamentos top en Asunción.

De hecho, hoy se habla de que sólo entre el 30% y 35% de los pisos en edificios lu­josos de las zonas de Santa Teresa, Villa Morra, Trinidad y Primer Presidente, están ocupados.

Siempre según agentes del sector consultados por 5días, los altos precios -to­talmente fuera de la realidad y fruto de la especulación- son el motivo principal. Algunos departamentos llegan a costar entre 500 y 900 mil dólares y los al­quileres están por encima de los 3.000 dólares, lo que hace que comprar o alquilar un departamento en las zo­nas exclusivas de Asunción cueste más incluso que en Miami-Estados Unidos.

Las páginas digitales y de los diarios están repletas de anuncios de propietarios o agentes administradores que quieren alquilar o des­prenderse de estos inmue­bles.

En el edificio The One, re­cientemente inaugurado, sólo a modo de ejemplo, ofrecen departamento con una sola habitación y coci­na, sala, comedor (tipo loft) desde US$ 1.800. Los depar­tamentos más amplios su­peran los US$ 2.000 al mes.

En el Martinica hay depar­tamentos amplios que se ofrecen para alquiler en US$ 3.800 y desde US$ 680.000 y hasta US$ 890.000 para la venta.

En el lujoso Altos de Francia (zona de Trinidad), el alqui­ler tampoco sale por menos de US$ 3.500 por un piso de 3 dormitorios y todos los lujos que pueda imaginar.

Entre las decenas de ofer­tas, no pudimos encontrar un departamento VIP por menos de US$ 1.500 para alquilar y US$ 350.000 para comprar.

NERVIOSISMO

Muchos inversores nacio­nales y extranjeros sobre­todo, se dejaron llevar apos­tando fuerte a este negocio y hoy ya están nerviosos porque el retorno esperado nunca llega.

Se estima que no más de 1.500 personas, a lo sumo, tienen la capacidad finan­ciera para adquirir estos inmuebles en Paraguay por eso que la gran mayoría de los pisos fueron comprados para alquilar por unos pocos inversores.

Se esperaba que lleguen más extranjeros al país por trabajo y todo lo que re­presentó el buen momento económico; pero los vientos han cambiado y se hace cada vez más difícil encontrar compradores con billetera abultada.

LAS CIFRAS

Alrededor de 150 edificios residenciales están conclui­dos en la capital del país y unos 70 en construcción. Asunción se ha convertido en una ciudad muy cara, con alquileres muy altos y vi­viendas muy costosas.

Estudios arrojaron que en los últimos 5 años el precio de alquiler de oficinas de las principales avenidas se tri­plicó, al pasar de 4 dólares a entre 13 y 15 dólares por m².

El precio mismo de la tierra en ese período se quintu­plicó, en muchos casos por mera especulación.

Para los próximos años se espera la terminación de más edificios que arrojarán unos 500 departamentos de lujo más a este mercado ya saturado. La inversión en la zona del triángulo top in­mobiliario ( Santa Teresa, Aviadores y Madame Lynch) en este tipo de inmuebles su­pera fácilmente los US$ 350 millones; 60% de inversores extranjeros.

BURBUJA

“La palabra burbuja es un poco engañosa, lo que existe en el país es una sobreoferta, que es natural, porque hay una cantidad de construccio­nes de departamentos que se aceleraron en los últimos años, pero la demanda va a ir alcanzando esa oferta; se podría perfectamente decir que hoy en Asunción se están construyendo para los próxi­mos 5 años”, opinó Víctor Cálcena, de Capitalis.

RIESGO

“En algún momento las construcciones van a bajar y esa demanda va a ir absor­biendo esa oferta en los años siguientes, burbuja como se lo conoce y lo que ocurrió en otros países es muy difícil que ocurra aquí, porque la mayoría de las inversiones están financiadas por in­versores particulares que no tienen una capacidad de salir rápido al mercado, porque es un mercado de baja liquidez, entonces lo que puede estar pasando es que están espe­rando para alquilar, salvo que algún proyecto pueda quedar por el medio, eso sí es un riesgo”, sentenció.

EL FUTURO

“Para el año que viene no se esperan muchos cambios, imaginamos que como se está construyendo mucho en algún momento esa ve­locidad va a ir bajando hasta que la oferta alcance otra vez a la demanda, pero en el 2016 creemos que va a ser un año de crecimiento, no hay signos muy notables de que se deje de construir, porque la construcción en altura responde a una demanda genuina y un cambio cultu­ral de la gente, que empiecen a vivir en departamentos y una Asunción que necesita ser repoblada es parte de todo ese movimiento cul­tural que está ocurriendo”, aseveró Cálcena.

NO CONOCEN MERCADO

Por su parte, Belarmino Fernández -agente inmobi­liario- comentó que es po­sible que estos proyectos se vendan como inversión para alquilar, el problema está si se alquila o no en un futuro, los financistas son extranje­ros, quienes no terminan de entender la oscilación y de­manda del potencial inquili­no que es paraguayo, se están construyendo departamen­tos en demasía, así también sucede con las oficinas.

Por otro lado, las obras pri­vadas se aceleraron bastante y las públicas quedaron bien al fondo agregó Cálcena.

“En nuestro país los que pasa es que primero se ge­neran las obras privadas y después la infraestructura pública va acompañando ese crecimiento privado, que a lo mejor debería haber sido al revés y no esperar a que estallaran los desarrollos inmobiliarios para después acompañar.

En Asunción lo que debe­ría ocurrir en los próximos años es que se acompañe en infraestructura de forma que permita sostener así el nivel de construcción que hubo, pero aún faltan vere­das, desagüe pluvial, cloacal, pavimentos; hay diferentes índices en todos los casos.

Aún hay mucho por hacer, esto recién está empezan­do, son incipientes aun los desarrollos públicos versus los privados, sólo hace falta recorrer la ciudad para darse cuenta, uno empieza a tener edificios de última genera­ción de primer mundo con calles y veredas de tercer mundo y esto se debe a un retraso que vivió la ciudad en los últimos 20 años”, fi­nalizó el representante de Capitalis. 5DIAS
PUBLICIDAD
11986443_1914721322085846_5295716831903172404_n

Más popular

Arriba