Otros

La justicia imputa a Cristina Kirchner por lavado de dinero

La justicia imputa a Cristina Kirchner por lavado de dinero

La expresidente Cristina Kirchner fue imputada por lavado de dinero, en una serie de investigaciones que no terminan. El fiscal Guillermo Marijuán acusó a la exmandataria de Argentina y a su exministro de Planificación Julio De Vido en el expediente que investiga la “ruta del dinero K”. La causa cobró nuevo giro por las declaraciones de Leonardo Fariña, preso por evasión.

BUENOS AIRES (EFE). La decisión del fiscal Guillermo Marijuán se produjo después de que el juez federal Sebastián Casanello decretara el secreto del sumario del caso tras tomar declaración durante más de 11 horas, en el marco del mismo caso, al empresario Leonardo Fariña, en prisión por evasión fiscal.

El Ministerio de Justicia aclaró que no dará “ninguna información” sobre la identidad de las personas que se amparen en la figura de testigos protegidos, tras trascender en la prensa supuestos dichos de Fariña ante el juez. “Acá hubo un plan orquestado por Néstor Kirchner para saquear al Estado argentino. Néstor Kirchner fue el ideólogo y ejecutor de ese plan. Néstor orquestó todo el plan, la obra pública la digitaba junto a Julio De Vido”, declaró Fariña a la justicia.

Según el portal Infobae, Fariña comenzó a explicar la metodología de los pagos durante su declaración. “Los hacían a través de Lombard Odier, un banco fundado en 1796 en Ginebra, Suiza. El dinero de la corrupción se enviaba a esa entidad bancaria a una ‘cuenta puente’ cifrada que estaba a nombre de Teegan Inc. Desde allí el dinero era girado a otra cuenta manejada por los verdaderos beneficiarios de la maniobra. El movimiento se desintegraba a los 180 días evitando de esa manera dejar cualquier tipo de rastro que permitiera seguir la ruta del dinero”, sostuvo la web argentina de noticias.

Lombard Odier abría la cuenta puente ligada a una sociedad comercial en Bélgica. Juntamente con eso entregaba un e-token (dispositivo generador de claves numéricas) que permitía al portador hacer transferencias. “Fariña afirmó que presenció cuando del banco le entregaron el dispositivo a Lázaro Báez”, dijo Infobae.

Las autoridades argentinas detuvieron recientemente al empresario Lázaro Báez, cercano a la familia Kirchner, por su presunta participación en una supuesta red de lavado de dinero. Las denuncias apuntan a que este cercano colaborador de la exfamilia presidencial maneja el dinero de la familia Kirchner.

Báez fue el principal adjudicatario de obras públicas en la sureña provincia argentina de Santa Cruz y estrecho colaborador del fallecido exgobernador de esa provincia y expresidente argentino Néstor Kirchner (2003-2007).

La causa se inició en 2013, cuando el financiero Federico Elaskar dijo en un programa de televisión haber sacado del país millonarios fondos de Báez a través de sociedades inscritas en Panamá, algo que luego negó ante la Justicia.

Recientemente, el caso volvió a cobrar relevancia tras la difusión por televisión de videos de 2012 que muestran a varias personas contando millones de dólares en la oficina que tenía la financiera SGI en Buenos Aires. El local era conocido como “La Rosadita”.

“A la muerte de Néstor Kirchner, Cristina y Máximo salieron a golpear a empresarios por el dinero de Néstor. Les mostraban un cuaderno en que Néstor tenía anotados los nombres de empresarios con los que había hecho negocios o que de alguna manera habían sido favorecidos. ‘Nos están robando el dinero que dejó Néstor’”, les reprochaban, según Fariña.

También reveló que los problemas entre Cristina y Lázaro Báez comenzaron a fines de 2010. “Esta mujer piensa que yo le estoy robando la plata de Néstor”, se quejó Lázaro Báez según lo que contó Fariña.

Comentarios

Más popular

Arriba