Otros

La articulación público-privada está dando frutos”

Por la Dra. Minerva Benítez
Técnica en Rubro Porcino
El sector porcino ha ido creciendo en forma sostenida desde el 2012 y la mayor producción se encuentra en los departamentos de Itapúa, Alto Paraná y Central. Hay inversiones interesantes en estos departamentos que prácticamente abastecen el consumo nacional, pero a nivel internacional aun nos falta un volumen para satisfacer algunos mercados.

La fortaleza del sector es la constante inversión realizada por los productores, a fin de mejorar la genética y dar una carne más magra, aunque existe gran variedad aún en el tipo de carne. Los productores trabajan coordinadamente y están insertos en asociaciones de productores que tienen un objetivo común que apunta al crecimiento y mejoramiento del sector. Contamos con la mayor producción de granos y la conversión de granos en carne porcina es muy interesante económicamente para el productor.

En cuanto a las debilidades podríamos destacar la falta de volumen de producción, ya que aún es un rubro en crecimiento y hay mucho por desarrollar en el mercado interno y en los mercados internacionales a los que se tiene que acceder.

Estamos trabajando muy bien en una articulación publico-privada que está dando sus frutos en especial a nivel sanitario, con la certificación de país libre de peste porcina clásica, que en este año otorgará oficialmente a Paraguay la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE).

Al mejorar no solo el status sanitario sino un conjunto de factores que hacen a la producción misma, garantizando la calidad de la carne porcina, se puede generar una fuente de trabajo y de auto sustento para más familias paraguayas y mejorar la alimentación del país. Con la inversión en un nuevo rubro se abre un nicho de mercado interesante en el sector cárnico del país.

Somos un país productor de alimentos para el mundo y podemos ingresar con la carne de cerdo y posicionarnos con calidad y cantidad. El desafío más importante es el de seguir con los controles y evitar el ingreso de enfermedades del rubro porcino, concienciar a productores y técnicos de velar por el status sanitario del país y seguir trabajando para mejorar el sector. Tenemos que trabajar para tener un sistema de trazabilidad de la producción y un sistema de certificación de buenas prácticas de producción primaria.

La aceptación de la carne porcina en el mercado interno se está incrementando y el producto tiene un potencial de aumentar su consumo a nivel local. El consumo local per capita ha aumentado a 15 kilogramos por año, teniendo en cuenta que hoy hay más oferta de carne porcina en los lugares de expendio como supermercados, mercados, ferias, y se han generado nuevas presentaciones en cortes y productos. En cuanto a la carne procesada también hay un alto aumento del consumo y variedad de productos.UH

Comentarios

Más popular

Arriba