Otros

Denuncian “persecución” contra emblema Petrobras/PY

Preocupa al Gobierno del Brasil la supuesta persecución y amenazas del Gobierno paraguayo a la compañía importadora y distribuidora Petrobras, según un artículo firmado por el periodista del diario O Globo, Guilherme Amado.

La publicación señala que el Gobierno paraguayo “pasó a amenazar” a Petrobras con cerrar las instalaciones de la petrolera en los aeropuertos paraguayos (?), como forma de presión. Recuerda que hace algunos meses el Ministerio de Industria y Comercio (MIC) intentó que Petrobras cerrara por un precio 15% por encima del mercado contratos de compra de derivados de la estatal paraguaya Petropar.

“Itamaraty (la cancillería brasileña) está preocupada con la situación, teniendo en cuenta que la presidenta, Dilma Rousseff, visita Asunción en diciembre para la Cumbre del Mercosur”, destaca el artículo.

Agrega que, además, continúan retenidas las autorizaciones para que Petrobras importe nafta, fundamental para refinar los combustibles vendidos en el mercado paraguayo. “La empresa tiene actualmente dos cargas retenidas sin poder descargar debido a la falta de licencia”, según la denuncia periodística.

Aún cuando se desconocen estos problemas en nuestro país, debido a que la política comunicacional de la trasnacional brasileña depende de lo que decida la sede central, lo cierto y concreto es que en los primeros meses de este año se registró un fuerte enfrentamiento entre la compañía brasileña y el Gobierno, específicamente a través de la cartera del MIC, liderada por Gustavo Leite. El ministro abiertamente arremetió contra la compañía en varias ocasiones.

El impasse surgió cuando los directivos de la brasileña que opera en el país desde la compra de los activos de la Shell Paraguay, en abril de 2006, se resistieron a rubricar un contrato leonino y monopólico a favor de la petrolera estatal paraguaya Petropar, lo que fue duramente criticado en su momento por la prensa, ya que el trasfondo de la medida era beneficiar a la estatal local.

En mayo de este año, Petrobras interpuso una acción de inconstitucionalidad contra los decretos monopólicos que ordenaban la compra exclusiva de los carburantes de la petrolera estatal paraguaya (en gasoil y nafta comunes y nafta virgen).

Luego, el juez en lo civil Hugo Garcete no se animó a dictar un fallo ejemplar en contra del Ejecutivo y del MIC, y decidió no hacer lugar al amparo constitucional promovido por el abogado Fernando Marecos, en representación de Petrobras Paraguay, previa nota remitida por el propio presidente Horacio Cartes, en una grosera e inconstitucional intromisión de un Poder sobre otro. Además, el fallo del juez se dictó sospechosamente en día feriado (15 de mayo último).

La multinacional cuestiona los decretos que conceden un monopolio parcial a favor de Petropar, tanto en la importación como en la venta de tres tipos de derivados de petróleo.

La acción se entabló contra los Decretos Nº 2999/15 y Nº 3324/15, que dictó el Ejecutivo para salvar los despilfarros de Petropar, según publicaciones periodísticas de ese momento, y utilizando como pretexto que “son en favor de la gente”, aunque la realidad, según se presumía, era lo contrario, porque al fijar los precios por decreto la norma prohibe a los emblemas vender por debajo de los valores fijados por el Gobierno.ABC
PUBLICIDADE:

Comentarios

Más popular

Arriba