Empresarial

¡A comer manzanas!

Estudios recientes indican que la manzana es una de las frutas que ofrecen múltiples beneficios para la salud, ya que es rica en fibra, vitamina A y C, hierro, calcio, magnesio, potasio y flavonoides. Consumirla puede ser una señal de un modo de vida más saludable.

Esta fruta es originaria de la región suroeste de Asia y la región este de Europa. Actualmente se ha dispersado a todas las regiones del mundo que cuentan con un clima templado. A lo largo de la historia se han injertado muchas manzanas para hacer híbridos y se han desarrollado aproximadamente 7000 variedades.

La manzana tiene gran variedad de sabores y colores: roja, verde, amarilla, rosa pálido, entre otros. Y sus nombres son realmente curiosos: Golden Delicious, Fuji, Granny Smith, Royal Gala, Braeburn, Gloster, Reineta, Starking, Verde Doncella y Red Chief.

Puede consumirse en el desayuno, como snack a media mañana, como postre, al sentir ansiedad o hambre, antes de dormir o previo a hacer deporte. La virtud de la manzana es que puede utilizarse fresca y con su cascara, puede consumirse en jugo, cocida o asada al horno.

El consumo frecuente de esta fruta reduce los niveles de bacterias dentro de la boca y mantiene la dentadura sana, da frescura y lozanía a la tez, fortalece la memoria, acelera la pérdida de peso, reduce el riesgo de desarrollar ciertos tipos de cáncer, combate el insomnio, desintoxica el hígado, disminuye los niveles de colesterol y glucosa en la sangre, actúa como diurético, sirve para curar diarreas y estreñimiento. Además, ayuda a prevenir enfermedades crónicas degenerativas como la diabetes e hipertensión.

De igual manera, las semillas de esta fruta (consumidas en cantidades mínimas) son una excelente alternativa para combatir el cáncer, las cuales están catalogadas por muchos expertos como uno de los anticancerígenos naturales más potentes. Existen evidencias de que las semillas de manzana (en especial, la verde) inhibirían el crecimiento de células malignas de distintos tipos de cáncer: colon, mama, estómago, pulmones, entre otros. Los compuestos fitoquímicos específicos de estas semillas serían los responsables de esta acción, y con la ventaja de no comprometer las células sanas ni de tener efectos secundarios.
PUBLICIDAD
anuncie7

Comentarios

Más popular

Arriba